Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para facilitar y analizar la navegación de sus usuarios y proporcionarle una mejor experiencia en el uso del mismo. Si está de acuerdo siga navegando o pulse en ACEPTAR. Ver más detalles.

Las batidas de este fin de semana dejan dos accidentes de caza mortales

Versión para impresiónVersión para impresiónEnviar a un amigoEnviar a un amigo
Este pasado fin de semana se ha saldado con dos muertes en sendos accidentes de caza en batidas celebradas en Aragón y León. Los fallecidos son un cazador que participaba en una batida en Cinco Villas, y el otro era un recolector de castañas en Tedejo.
Diario de León

La primera de las muertes se registraba en la mañana del sábado, cuando Paulino García Carro, un vecino de Barcelona de 66 años aunque natural de la localidad leonesa de Tedejo, moría a consecuencia de un disparo en el abdomen mientras recogía castañas en un soto de castaños de su localidad natal, a donde había acudido junto a su esposa.

Según informaba el periódico Diario de León, García Carro era alcanzado por un proyetil procedente de uno de los cazadores que participaba en una batida en el lugar. Aunque los médicos atendieron al herido en el mismo lugar del accidente, finalmente fallecía durante el traslado en ambulancia.

El otro fallecido es Jesús Beltrán, de 55 años edad, quien perdía la vida en el día de ayer mientras participaba en una batida de jabalí en el paraje de Villatortín, en uno de los dos cotos de caza de la localidad de las Cinco. Según informaciones de El Periódico de Aragón, todo apunta a que una bala perdida de alguno de sus compañeros de batida --una docena, según fuentes de la localidad, acabó con su vida. La Guardia Civil sostiene igualmente como hipótesis que se trata de un accidente de caza.

Al parecer no había excesivos matorrales en la zona que pudieran haber dificultado la visión de los compañeros, ni niebla, por la hora del accidente. Una bala rebotada podría haberle alcanzado y causado su muerte.

El accidente, tuvo lugar al mediodía, en medio de una batida de jabalí. Sus propios compañeros encontraron el cuerpo sin vida de Jesús y dieron aviso a la Guardia Civil, que desplazó varias patrullas al lugar.

Tras tomar declaración a los testigos, y acudir el juez desde Ejea para el levantamiento del cadáver, el cuerpo fue trasladado al Instituto de Medicina Legal de Aragón en Zaragoza, para practicarle la autopsia, en torno a las cuatro de la tarde.




Su voto: Ninguno Valoración: 3.8 (4 votos)
publicidad
publicidad
139,00 €

109,00 €

20,00 €

Botas Cabrit Becada
(Botas de caza y campo)

129,95 €