Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para facilitar y analizar la navegación de sus usuarios y proporcionarle una mejor experiencia en el uso del mismo. Si está de acuerdo siga navegando o pulse en ACEPTAR. Ver más detalles.

Paralela, superpuesta, repetidora, ¿qué escopeta escojo?

Versión para impresiónVersión para impresiónEnviar a un amigoEnviar a un amigo
Miguel F. Soler nos da aquí unas breves orientaciones que nos serán útiles de cara a elegir nuestra próxima escopeta, si es que estamos pensando en cambiarla antes de la nueva temporada de caza, o bien estamos buscando nuestra primera escopeta.
cazador, escopeta repetidora
Por encare y suavidad posiblemente la escopeta semiautomática sea la que de forma generalizada mejor se adapta a todos, aunque luego cada cual debe saber buscar su equilibrio con el tipo de escopeta que escoja.
Partamos de la base de buscar armas en la disposición de cañones que mejor se adapta a nosotros, y no por lo que más nos gusta

Por mucho que nos guste un tipo de escopeta, o de que las tendencias impongan un criterio generalizado de que “ahora se lleva tal o cual escopeta”, cada uno tenemos por nuestra forma de encarar y de tirar un tipo de escopeta que mejor se adapta a nosotros.

No todo el mundo tiene la capacidad de cambiar de superpuesta a paralela, o de repetidora a cualquiera de las otras dos, y no acusar el cambio, con casos casi desesperantes que llevan a estos cazadores a no tirar bien durante años, pero siguen con el empeño de cazar con esa escopeta que, por unos motivos u otros, no es la suya.

400 gramos se notan…

Pasar de cazar durante años con una semiautomática de 2,9 kilos a hacerlo con una yuxtapuesta de 3,2 kilos no todo el mundo es capaz de asumirlo con buenos resultados de inmediato; esa escopeta se nos va a hacer lenta y cabezona por muy bien medida que la tengamos, a las dos de la tarde, con calor y cansancio, poca caza abatiremos ya con nuestra nueva escopeta, sencillamente porque encaramos mal y nos asomamos, entonces es cuando nos acordamos de nuestra querida repetidora...

Ver bien la banda y el punto de mira

Ver bien la banda de los cañones, al menos el último tercio, y tener una referencia agradable y suficiente en cuanto a punto de mira, es vital, y esto no se logra por igual con una escopeta de solista cóncava que con una de solista elevada, no es igual una solista que arranca sin escalón que otra que irrumpe ante nuestra vista en el momento del encare con una subida brusca que hace que levantemos la cara de inmediato...

Si vamos a cambiar de escopeta, partamos de la base de buscar armas en la disposición de cañones que mejor se adapta a nosotros, y no en referencia a lo que nos gusta más, una cosa, cuando se sale a cazar, suele estar reñida con la otra.

Por encare y suavidad posiblemente la escopeta semiautomática sea la que de forma generalizada mejor se adapta a todos, aunque luego cada cual debe saber buscar su equilibrio y encontrar en su yuxtapuesta, superpuesta o repetidora, nuevas o de segunda mano, la guinda del pastel de cada día de caza.

¿Y qué en qué calibre?

Si bien el calibre 12 es el más extendido, el más empleado, y el que mayor variedad de escopetas y cartuchería tiene, el calibre 20 viene apretando tanto por su ligereza y prestaciones que está haciéndose pasar del 12 al 20 a numerosos aficionados cada temporada.

Otro histórico y muy eficaz calibre, el 16, se mantiene en cotas bajas de uso para la caza en nuestro país, pero desde hace unos tres años se comienza a ver cierto repunte en el número de aficionados que se deciden a recuperar este calibre tan campero y cazador, posiblemente el mejor equilibrado para nuestras necesidades de caza.

Si tenemos la duda sobre qué calibre es el que mejor nos puede venir, debemos analizar nuestras condiciones habituales de caza para intentar dirigirnos de forma acertada hacia una u otra opción. Variedad aparte, cada uno de estos calibres tiene fiabilidad y capacidad sobradas para cubrir todas nuestras necesidades, sobre todo cuando principalmente cazamos en mano o al salto.

Aun así, podemos dar algunas referencias en las que no hemos pensado, y que tal vez puedan sernos de utilidad para decidirnos: el calibre 20 plomea algo más cerrado a igualdad de chokes que el 12; el 16 plomea de forma mejor ordenada en los disparos “a rabo” que el 12 y el 20; para muchas jornadas de caza con migratorias, el 20 tiene la ventaja de que su plomeo suele ser más estirado que los otros dos, por lo que aseguramos mejor las piezas que tiramos cruzadas; el 12 está a medio camino de ambos, cubre el “todo un poco”, aunque con mayor peso de arma y de cartuchería, si bien tenemos la mayor variedad de cartuchos para poder afinar según lo que necesitamos.

(Texto: Miguel F. Soler. Fotos: Alberto Aníbal-Álvarez y Shutterstock).


Su voto: Ninguno Valoración: 3.9 (12 votos)
publicidad
publicidad

Si as usado mucho tiempo una yuxtapuesta con dos disparadores y cambias a semiautomática o superpuesta con
un disparador, solo haces el primer disparo pues el dedo se va al guardamontes.
La semiautomática para mi solo vale para la caza sembrada o hay en abundancia, pues donde escasea la caza
lo que no hagas con dos tiros, mal,. ya que llevas el mismo choque.
La superpuesta puedes elegir el choque que prefieras según la distancia, aunque con dos disparos solo.
Creo que lo esencial de una escopeta el el largo de la culata y disparar, disparar y disparar.

Botas Cabrit Becada
(Botas de caza y campo)

129,95 €

20,00 €

15,00 €

139,00 €

109,00 €